¡Que conste... son reflexiones!

Violencia sureña

Sócrates A. Campos Lemus

Violencia sureña

Periodismo

Diciembre 26, 2013 13:02 hrs.
Periodismo Nacional › México Ciudad de México
Sócrates A. Campos Lemus › diarioalmomento.com

ES VERDAD QUE LOS TIEMPOS FINALES DE UN AÑO SON PARA LA REFLEXIÓN, en ocasiones, es cierto, que lo hago no con alegría sino con intenso temor, me doy cuenta de que no hay avances a pesar de la campaña publicitaria que nos hacen las autoridades sobre diferentes temas relacionados con las “reformas” y, sobre todo, no puedo tener confianza cuando las mismas se dan a niveles de cúpula política y de mafia que reina dentro de los llamados partidos políticos y que son controlados por un hombre que a lo mejor es muy confiable para el sistema pero que para los que le conocemos: es brutal, cínico, cobarde, degenerado, borrachín y, sobre todo, corrupto, como el que ha encabezado las negociaciones y controla por medio del terror, del horror y de la corrupción lo que se hace y deshace dentro del famoso “pacto por México”. Las ambiciones, sin duda, son muchas y no terminan ni en las borracheras ni en las sesiones donde los miembros de la mafia de los partidos aceptan cualquier cosa con tal de recibir puestos y presupuestos independientemente de que traicionen a sus simpatizantes y actúen en contra de los intereses de los mexicanos.
Seguramente, hay muchos sirios, libaneses, iraquíes que al llegar a este país saben, no solamente incrustarse en sus entrañas y sin perder sus raíces, logran ser parte de un nuevo mestizaje nacional, donde la bondad y la honestidad privan y son ciertas, pero no en todos es igual este sentimiento y privan más los sentimientos de venganza y de resentimiento, y por eso, al llegar al poder lamiendo botas y haciendo caravanas, se convierten en verdaderos tiranos y brutales políticos como hemos visto a muchos políticos que tienen sus raíces en algunas tribus, de tal suerte que no solamente se han cambiado los nombres, sino, también, han cambiado las formas de terror y de horror, de manipulación y de concentrar el poder para controlar sus cotos, y en algunos estados como Oaxaca, ser verdaderos señores feudales de horca, cuchillo y de alcanzar los grandes temas en asesinatos ocultos o ser parte de las traiciones a nivel nacional donde se cobra la vida de un valiente y honesto candidato, como lo fuera Luis Donaldo Colosio, y que al participar en ese baño de sangre, le permite ascender al poder en un estado que acogió a su familia y que el escogió para aterrorizar y controlar como uno de los peores caciques de los que tenemos memoria y eso que en Oaxaca, existen muchos caciques ligados a los ex gobernadores y actuales políticos, que de un lado al otro, siguen controlando los PUESTOS Y PRESUPUESTOS en todo este estado empobrecido y lastimado.
Por esa razón, en esta entidad empobrecida, muchos oaxaqueños empiezan a entender que las desgracias no están ligadas al aislamiento sino al brutal control que tienen los grupos políticos en todas las zonas y regiones, de tal suerte que no es posible hacer una labor de “gobierno” cuando los grupos de poder real son los que influyen en sus controles y movilizaciones, y es, por esa misma razón, que el actual gobernador, se ampara diciendo que no hay forma de gobernar cuando no se tiene la confianza de sus propios colaboradores y de que existen cuentas no claras y corruptelas visibles que hacen todo un escándalo y que ponen en peligro la estabilidad de su propio mandato, de tal suerte que en reuniones entre algunos grupos de ex gobernadores, se entiende que hay un interés en dejar el poder en la entidad y refugiarse en el exilio y dejar que las investigaciones sobre la enorme corrupción que priva, llegue a los elementos visibles que son los operadores políticos y económicos de esos grupos que han saqueado las arcas de este empobrecido estado sureño. Los grupos que controlan el narcotráfico y las fortunas derivadas de este manejo y el “lavado de dinero”, los que controlan el gran tráfico y producción de drogas, armas y gentes ya tienen fuerte ligas no solamente con los grupos de oposición, sino dentro del mismo gobierno y, de ellos, se deriva las ligas y complicidades entre los grupos “financieros” y de especuladores que hoy son los que han logrado colocar a los grupos del poder y con el poder, así, las ligas e intereses de la narco política y los políticos negociantes, se ligan y estiran peligrosamente en Oaxaca, y esto hace pensar que para proteger esos intereses bastardos y brutales, los propios grupos de poder mantienen una alianza para obligar a realizar hacer cambios en el gobierno, pero no para solucionar problemas sociales y en beneficio de los oaxaqueños, sino para continuar con el brutal control de esta entidad a la que siguen robando sus recursos naturales y sociales y los grandes recursos económicos que se mandan y terminan en los bolsillos de un grupo selecto de hampones, hoy, ligados con los delincuentes informales y formales que son parte de la delincuencia organizada venida de la especulación financiera en el país…. Así que, aguas, hay vientos de violencia que no se controlarán.

Ver más


Suscríbete

Recibe en tu correo la información más relevante una vez al mes y las noticias más impactantes al momento.

Recibe solo las noticias más impactantes en el momento preciso.

-